Los españoles dormimos poco

En España, en general, se duerme poco y tarde. De media dedicamos a esta actividad 7,1 horas, que se quedan cortas respecto a las 8 que recomiendan los expertos. Una de las razones de ese déficit de sueño es que nos acostamos más tarde de lo que deberíamos porque nuestro horario no se corresponde con la localización geográfica del país, que debería estar en el mismo huso horario que Reino Unido o Portugal.

Por lo general dormimos unos 30 o 40 minutos menos que la media europea. Las horas de sueño varían con la edad, el género -las mujeres necesitan más- y la época del año, pero fundamentalmente dependen de la persona.

Los españoles no llegamos a ese mínimo de horas de sueño, en primer lugar, porque nos vamos tarde a la cama, porque el país no está en el huso horario que le corresponde. Ese desfase se nota en los horarios de trabajo, de comidas, de televisión y también de sueño.

horas-de-sueno-2

El cerebro utiliza la información de la luz natural para ponerse en hora, por lo que los horarios de salida y puesta de sol son fundamentales y no tiene sentido que España tenga las jornadas de ciudades como Berlín o Praga, donde el sol sale y se pone más tarde. Por eso sería bueno que nuestro meridiano, que es el que pasa por Greenwich, fuera el que marcase nuestra hora, para que la hora solar y la oficial fueran más coincidentes.

En otoño ganamos en oscuridad natural y a medida que se acerca el invierno, el tiempo de sueño aumenta. Por la misma razón, el incremento de las horas de luz hace que en verano disminuyan las horas de sueño, aunque en primavera hay picos en los que dormimos más.

En los últimos diez o quince años la implantación de las nuevas tecnologías con internet y el uso generalizado de teléfonos móviles y tabletas también está afectando a la hora en la que nos acostamos. Lo malo es que el momento de despertarse no es tan libre, porque está marcado por los horarios de clase y de trabajo.

“Perder esas horas de sueño no es saludable, porque dormir es tan importante como una buena alimentación y el ejercicio físico”.

Según estudios, el 51% de los españoles se despiertan con la sensación de no haber descansado bien. La somnolencia o el cansancio al levantarnos es síntoma de que no hemos dormido las horas de sueño necesarias, o que nuestro descanso no ha sido de calidad.

Según un estudio realizado por el Institut Proschaf de Salzburgo (Austria) con pacientes de entre 35 y 70 años que “no se sentían descansados al despertar”, el uso de los colchones NGlife aporta una importante mejoría a los pacientes con esta sintomatología, llegando a desaparecer los síntomas en un 19,2% de ellos.

horas-de-sueno-4

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s